“Y cuando no tengo nada que hacer, salvo al mundo”

Muchas veces, el estereotipo femenino de mujer ocupada, no incluye a las mujeres que eligieron no casarse o que no se casaron vaya Ud. a saber por qué. Es decir, una mujer sola, es una mujer que no tiene nada que hacer.
Hace un par de años, en alguna revista salió un artículo sobre “madres nadadoras”, en que el autor o autora (hacen algunos años, así que no recordar si lo escribió un tipo o una mina es perdonable), muy irónicamente dibujaban que en la mente de un niño, si mamá es ama de casa, por más que se pase todo el día haciendo cosas, a la hora de definir su ocupación: “mi mamá no hace nada”.
Curiosamente esa es la concepción de muchas personas respecto a las mujeres solteras. La mujer soltera puede tener trabajo, puede estar estudiando, puede ayudar a la familia de mil y un formas, pero, como no tiene compromiso formal, no tiene nada que hacer. Porque claro, para tener un laburo y poder estudiar, lógicamente: “tenés mucho tiempo al pedo”.
Normalmente, no tenés un marido ni hijos para atender. Podés dedicarte a atender a tus sobrinos, o a los amigos recientemente separados, porque vos estás sola, entonces tu obligación es atender a los que te lo piden. Y pobrecita de vos si les decís, “perdón, ya tengo planes para ese día”. Porque al ser soltera, viuda, divorciada, separada, abandonada, o lo que sea, sos un bien público. Todos los que te conocen saben que pueden contar con vos para lo que se les ocurra, total, estás ahí para “servir y proteger”.
Entonces, cuando tengas una fecha de entrega importantísima, cuarenta mil cosas para terminar de tu laburo y quieras aprovechar un fin de semana largo para ponerte al día sin distracciones y de pronto te aparezcan cuarenta desamparados en la puerta solicitando asilo, sos una desalmada si no se los das, total vos no tenés nada que hacer… Y te quedás pensando, porqué no me casé con fulano, sultano, perengano, era un flor de pelotudo pero al menos me hubiera liberado de esta horda de indefensos y perdidos que vienen a solicitarme auxilio como si yo fuera la Auxiliadora…
Así que la próxima vez que te pregunten por tu vida, contestá, sí soy soltera, tengo un trabajo, estudio esto, aquello y lo de más allá, y como no tengo nada que hacer, también salvo al mundo.

2 Comentarios

  1. Como esta tannnnnnto tiempo?, se me jue la cultura de la web….., yo bien gracias, emigrando de plaza en plaza en busca de la bandada perdida( o emigrada),y dejando una foto en el banquito azul por si algun jilguerito distraido aparece ocasionalmente.
    Muy bueno el post… pero dejeme , como es constumbre, aportarle mi humilde punto de vista,( tenga en cuenta que mi desmejoramiento de vision va en progreso)..
    Coincido totalmente con usted , y bien sabe mi vocacion casamentera, pero pese a mis principios , reconozco la verdad de su comentario.Per hare mi salvedad,, son ustedes mismas en su gran mayoria , las que se brindan mas cuando estan solas, tal vez por ese preconcepto de sentirse imcompleta por falta de pareja, y para las que siguen esa linea ,, y no hacen otra cosa que acompañar , seguramente que tienen tiempo al cohete.
    Creo , que en su caso en particular ,, dado a que pertenece al grupo de indepedientes , activas, emprendedoras, claro que no tiene tiempo ocioso,, pero convengamos que en otros grupos que podriamos sintetizar como las — rubias tontas—no me cabe duda que si.
    Bueno , de todas maneras no me tome como el palo que atraviesa la rueda.. es domingo🙂.
    un besito

    • Ah, Hefe, qué quiere que le diga….
      Usted no es el palo que atraviesa la rueda, pero es el niño que le echa sal a los sapos….. jajajaja
      Yo pertenezco al grupo de las multiusos, al decir de una jefa que tenía en el pasado… Me gusta hacer de todo y me gusta ayudar, pero…….. ejem……… no me gusta que se “aprovechen de mi nobleza”, que si no tuve hijos no es para andar criando hijos ajenos, que si no me casé no es para andar entendiendo a maridos ajenos o a ex-maridos, ex-novios, ex…… cucarachos…….
      La mujer que se siente incompleta, se siente incompleta, acompañada por una horda de amores o con el “amor de su vida” porque como siempre digo, la felicidad de uno no depende de otros sino de uno mismo… Y esas personas, hombres/mujeres o lo que sean, nunca van a encontrar como llenar el vacío que dejaron dentro de sí mismos ellos.
      Y mejor corto la contestación ahora que ya me estoy poniendo sermoneadora como ex-obispo local en homilía………. larrrrrrrrrrrrgos sermones sin contenido alguno.
      Besos y me sigo deprimiendo con los trimestrales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s